elearning: un ahorro de tiempo

Mejora la gestión del tiempo con el elearning

elearning tiempo

¿Alguna vez te has parado a pensar la cantidad de minutos, horas… que se acaban acumulando en tiempos muertos, inertes o perdidos durante una sesión o jornadas de formación presencial?

Una situación típica sería la siguiente (seguramente os resultará familiar):

clock, cron, time, watch icon

* María llega tarde, la esperamos… (10 minutos)

* Vamos a presentarnos uno a uno al inicio de la sesión… (10-20 minutos)

* Descansamos para fumar, ir al baño, almorzar, tomar café,… (10-30 minutos)

* Vamos a comer y después continuamos (1h-2h)

* Vamos a repasar este apartado porque Pablo y María lo desconocen… (10-30 minutos)

* Resolvemos las dudas y preguntas que surgen… (30’-1h)

* Etc…

El cómputo del tiempo en la formación

Realmente el cómputo de tiempo se nos puede incrementar en función de las características del formador y del grupo a formarse. A todo esto también debemos computar los desplazamientos de cada empleado hasta el lugar-aula de formación, así como el tiempo que no ocupan su puesto de trabajo y no resultan productivos para la empresa (el llamado coste de oportunidad).

Con el elearning muchas de estas pérdidas-inversiones de tiempo quedan solventadas: nos ahorramos desplazamientos, descansos, tiempos de preguntas o dudas que afectan tal vez sólo a unos pocos y no dejan avanzar al resto, permiten que los empleados pueden llevar su propio ritmo saltándose algún material de estudio que conocían de antemano por ejemplo…

El coste del desarrollo del elearning en los inicios puede resultar más elevado que el de una clase presencial pero los ahorros que se obtienen al aplicarlo son tan significativos que en muchos casos la inversión inicial en elearning puede recuperarse en el primer año. En este sentido, recomendamos la lectura del post Claves para elegir una plataforma de elearning.

La creencia común es que la mayor parte del dinero que se ahora es el del coste de los formadores, viajes, manutención,… sin embargo, la realidad es lo que se economiza es el del coste de los empleados.

Por ejemplo, un empleado en una compañía gana un salario cercano a 18.000€ anuales, si trabaja 230 días productivos (sin contar fines de semana, festivos, vacaciones…), el promedio de dinero que se le paga por día es de aproximado de 78€. La productividad de este empleado es cero durante la formación presencial. Por tal razón, el impacto en la productividad supone un valor negativo para la empresa. Podemos suponer que si optamos por la modalidad elearning es probable que nuestro empleado pueda dedicar ratitos sueltos a formarse, implicando una suma total por ejemplo de “x” horas sin necesidad de destinar jornadas enteras, o abandonar su puesto de trabajo y tareas. El impacto en la productividad en este caso no sería tan importante.

Si nuestro ejemplo lo multiplicamos por 1000 empleados que se deben formar, la productividad en cuanto al ahorro supone seguramente una barbaridad de dinero, sin duda más que suficiente para decidir invertir en una solución elearning.

Sólo es necesario multiplicar para valorar los costes y los ahorros en función de la modalidad elegida.

Curso recomendado 100% bonificable para trabajadores en activo:

Cómo seleccionar, implementar y gestionar plataformas e-Learning

Post relacionados:

elegir plataforma

Deseamos que el post “elearning: un ahorro de tiempo” haya sido de tu interés.

Soluciones al aprendizaje

Por RTM

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s